domingo, 19 de marzo de 2017

Sistemas informáticos y los procesos electorales.

“Un sistema informático es aquel que permite almacenar y procesar información; El software o programa incluye al sistema operativo y las aplicaciones, siendo especialmente importante los sistemas de gestión de bases de datos”.
Una de las ventajas es la disponibilidad de mayor y mejor información para los usuarios en tiempo real.
Esto viene siendo una descripción a grandes rasgos, de para qué sirve un sistema informático, pero esto no se ha cumplido de manera eficiente en los procesos electorales y otros elaborados por el CNE en Venezuela, pero para explicarlo de forma más clara debo de describir cómo funciona un sistema de forma simple.
En los programas que se manejan datos, estos deben de ser introducidos, en un sistema de registro esto es hecho por un usuario, estos datos se introducen en distintos lugares llamados campos, por ejemplo: nombre, apellido, cedula, estos campos (cajas donde se introduce el texto) que reciben la data que transcribe el usuario, en esta se suele hacer un proceso llamado de validación, para que los datos escritos pasen y sean guardados de forma correcta en la base de datos, es decir que un campo que debe de recoger letras solamente el usuario pueda introducir letras, un campo que deba recoger números solamente el usuario pueda escribir números y de así de manera sucesiva. Dentro de estos campos hay uno que suele tener mayor relevancia sobre los demás y se conoce como campo clave, este campo es UNICO e irrepetible, no puede existir dos veces, esto sería como la identificación de las personas, que solo puede existir una, tu número de identificación por ejemplo (Cedula en Venezuela, DNI en España, etc), este es único nadie más puede tenerlo y de suceder esto por lo general se penaliza por la ley…
Nos robaron el revocatorio.
En el pasado 2016 fuimos víctima del aberrante sistema impuesto por el CNE, tanto en condiciones y procedimientos (sin contar con lo informático), que lejos de beneficiarnos en términos de transparencia, tiempo de ejecución o tiempo de espera para saber los resultados, este sistema del CNE solo ha sido una herramienta para la distorsión de la realidad y la manipulación a su conveniencia.
El revocatorio que se debió concretar en el 2016 es otro de los ejemplos claros de que el sistema informático impuesto ha sido mal implementado y no cumple con el objetivo de todo sistema. El referendo fue suspendido por supuestas irregularidades cometidas por sus impulsores todo esto según el régimen, ellos alegan firmas repetidas, de menores, muertos, etc, con lo que sumado a un TSJ que interpreta las leyes y su aplicación al antojo del ejecutivo, lograron detener el proceso que sabían no les era favorable. En la  explicación anterior menciono los procesos de validación de los campos, cosa que no aplica en el sistema usado del CNE ya que si esta simple norma de uso de los sistemas informáticos fuera aplicada TODAS las irregularidades fueran detectadas en tiempo real in situ, logrando como consecuencia por un lado, detener a los que pretendan realizar cualquier tipo de fraude, pero esto tampoco le es conveniente al régimen ya que mostraría las triquiñuelas a las que está habituado a realizar.
La legitimación de los partidos.
La normativa impuesta para legitimar a los partidos políticos en Venezuela ha sido diseñada para lograr inmovilizar a parte de la oposición que le resulta incomoda régimen, esta también se está ejecutando bajo un sistema informático del CNE, diseñado para invalidar más que para validar, como es de conocimiento público si una persona firma por varios partidos la ultima firma es la que tendrá validez, cosa que es un sí pero no, si bien como demócratas tenemos la libertad de militar en la fuerza política que más nos guste (por distintas razones), en este mal sistema informático no se le advierte al usuario que va a cambiar su apoyo a un partido X, cosa que le viene de perla al régimen ya que pueden manipular las cifras a su antojo.
La realidad es que el sistema informático impuesto por el CNE y el régimen no cumple realmente las funciones que debiera, en otros lugares del planeta donde por ejemplo los procesos electorales son manuales se obtienen los resultados en menos tiempo que en Venezuela, por otra parte la automatización no ha garantizado la transparencia del mismo y lo peor ha sido que la adquisición, contratos de mantenimiento y demás están empañados por la continua corrupción que caracteriza toda transacción hecha por el régimen venezolano, donde en muchas ocasiones las comisiones superan con creces el costo de lo adquirido.
 Un sistema informático que trabaje de manera cabal y éticamente comprobado, que ahorre tiempo, recursos, que este blindado a la manipulación y brinde transparencia ciertamente es beneficioso, en caso contrario solo sirve para torcer la Voluntad Popular.

#NoMásDictadura
#LibertadYa
#YoLuchoConVoluntadPopular
Máximo Díaz-Estébanez Linares
Coordinador Voluntad Popular Islas Canarias

Síguenos en las redes sociales:
@VPCanarias
vp_canarias@hotmail.com

Si quieres leer otras Reflexiones desde la Roca visita www.maximodiaz.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario